Cristo de la Caída

     Poco después de la entrada del Nazareno en la Basílica de Santa María sale de esta misma iglesia la procesión de la cofradía de Nuestro Padre Jesús de la Caída y María Santísima de la Amargura. creada en 1904. En las próximas imágenes veremos distintos momentos de su recorrido por las calles de Úbeda.

     En un principio, tras salir de la iglesia, la procesión recorre el camino hacia la Plaza 1º de Mayo. En primer lugar vemos a Cristo.

SONY DSC

     En esta toma se le ve más cerca, y ya podemos percibir que se trata de una talla de cuerpo entero, tal vez en mi opinión, la más perfecta de todos los cristos que procesionan en esta Semana Santa. No en vano, se trata de una imagen tallada por Mariano Benlliure en 1942.

SONY DSC

      Tras él, la imagen de la Virgen de la Amargura, que pienso que es, junto a la Virgen de la Paz, la más bella de todas ellas.

SONY DSC

SONY DSC

En próximas fotos tendremos la oportunidad de disfrutar aún más de la maravillosa faz de esta Virgen, hecha por Juan Luis Vasallo Parodi en 1953.

     A continuación, unas fotos del paso de la procesión por delante de la Iglesia de la Trinidad.

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

      Ahora, unas cuantas fotos de la Virgen a su paso por la Plaza del Marqués de la Rambla. En ellas, veremos, además del trono completo y su manto, la cara de esta Virgen, casi una niña, con sus fantásticas lágrimas cayéndole de los ojos.

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

      Y en las fotos siguientes, una secuencia del paso de Cristo por la Calle Real, con el torreón del Palacio de los Condes de Guadiana detrás.

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

Como curiosidad, este Cristo fue elegido para participar en el año 2015 en el Via Crucis organizado en Madrid para la Jornada mundial de la Juventud.

     Cerca del final del recorrido, nos encontramos ya en la Plaza Vázquez de Molina, donde podremos observar a ambas imágenes con el fondo de la Iglesia del Salvador.

SONY DSC

SONY DSC

SONY DSC

     A punto de encerrarse, podemos ver a Cristo delante de la portada de la Basílica de Santa María.

SONY DSC

     La imagen de Cristo se puede ver de distinta forma cada año. A veces sale vestido entero, o incluso desnudo, y a veces también porta una corona de espinas, como en esta última foto, en la que aparece en su capilla del interior de la iglesia.

24

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s